Alimentos ultraprocesados y la depresión

Nuevo estudio el que nos llega desde el Centro de Investigación Biomédica en Red, en su área de Fisiopatología de la Obesidad y Nutrición (CIBEROBN). Esta vez, en relación a los alimentos ultraprocesados, que no son de los más saludables precisamente. Los investigadores han extraído unas conclusiones reveladoras sobre el efecto que provoca consumir en exceso estos productos. Existe un mayor riesgo de desarrollar depresión clínica en un futuro en las personas que los incluyen con frecuencia en su dieta. Por ejemplo, los universitarios, que suelen abusar de ellos. 

¿Cómo afecta a tu salud el consumo de alimentos ultraprocesados?

Según las conclusiones a las que han llegado los expertos tras investigar en 14.000 voluntarios de la cohorte de Seguimiento Universidad de Navarra (SUN), los resultados no son nada positivos. Sin duda, el colectivo escogido para el estudio ha sido acertado. Durante la vida universitaria, son muchos los estudiantes que optan por comprar alimentos ultraprocesados para comer o cenar. Ya sea por falta de tiempo, pereza o porque no cogen el hábito de cocinar, ‘tiran’ frecuentemente de estos productos rápidos. No obstante, ello supone una escasa apuesta por la salud. 

Ya no solo porque, como han comprobado en el CIBEROBN, su consumo prolongado se asocia con mayor riesgo de sufrir dicha enfermedad psicológica. Además de ello, la clasificación NOVA deja claro que los alimentos ultraprocesados no son realmente lo que se cree. Se trata de formulaciones industriales conseguidas a partir de varios ingredientes refinados o sintetizados. Azúcar, almidones y aceites vegetales, así como grasas trans y aditivos, forman estos productos. Por tanto, no contienen ningún alimento entero como tal.

alimentos ultraprocesados

Investigadores posan para la foto / Foto: CIBEROBN

Se alejan por completo de lo que es una comida beneficiosa, nutritiva y saludable. Por contra, también otros estudios han demostrado que incrementan el riesgo de padecer hipertensión y obesidad, así como problemas cardiovasculares. Sus atractivos para que los jóvenes, sobre todo, los consuman son otros. Entre ellos, mucho sabor, disponibilidad inmediata y conveniencia.

Son de baja calidad nutricional, pero atraen al consumidor. Son los cereales, galletas, bollería industrial, embutidos, refrescos, etc. Ahora, después de este nuevo descubrimiento del CIBEROBN, quizás más gente se conciencie de reducir el consumo de alimentos ultraprocesados.

Translate »